cuanto cuesta un perro

 

¿Cuánto cuesta tener un perro? ¡Ah! La pregunta del millón, ¿Verdad?

Ya tengas pensado adoptar o comprar un perro, la información que te brindo en este artículo te interesa. Y mucho.

 

Al igual que un hijo, un perro comporta una serie de gastos que debemos tener en cuenta.

Y al igual que a un hijo, a nuestro perro vamos a intentar ofrecerle una vida de calidad, por lo si estabas pensando en darle de comer arroz y pollo todos los días… ya te lo puedes sacar de la cabeza.

Además, debes tener en cuenta que muchos de estos gastos son mensuales, algunos trimestrales y otros simplemente anuales. Eso sin contar pequeños imprevistos veterinarios…

Así pues, he decidido hacer una lista de gastos que comporta tener un perro, valiéndome de mi propio ejemplo con Pepe.

Y al final del post podrás descargarte una hojita de excel para ir apuntando todos los gastos que vas teniendo y así tener un mayor control de tus finanzas.

 

1. Lo básico y esencial: LA COMIDA.

Lo más cómodo para todos es comprar pienso. Un saco (de unos 15kg, de la gama “normal”) de BUENA CALIDAD, está alrededor de los 50-60€.

Yo he tenido mala suerte al buscarme un perro delicado del estómago, por lo que su comida ha de ser especial, y las especialidades son más caras aún. Suerte que después de tanto buscar y probar (incluso piensos de prescripción veterinaria, que costaban 50€ sólo 7kg), hemos conseguido una marca española de buenísima calidad, que le sienta de maravilla y que tiene un precio bastante justo!!

Conclusión: Pepe se zampa en unos 45 días un saco de 17kg que vale 56€… Al año eso son 450€ en pienso.

¡Ey! Pero no hemos terminado… El nene peludo de la casa es más consentido que el hijo de un rico, así que tiene variedad de snacks para pasar el rato.

Sip… Cuando se queda solo (¡y suerte que no es cada día!), le dejo un juguete relleno de paté o un hueso de piel de vacuno. Un brick de paté “natural” (recordemos que Pepe es de estómago delicado) vale 1,85€ y gastaré un par de ellos al mes; y los huesos los compro un par de veces al año en bolsas de 24 unidades que valen 15€ (que en las tiendas uno sólo cuesta alrededor de 1€).

Conclusión: Anualmente, en paté gasto 45€ más 30€ en huesos.

Y me falta contar la bolsita de premios (8,50€ cada dos meses) y el frankfurt que compramos religiosamente cada semana cuando vamos al supermercado (0,88€). Total: 100€ en “misceláneos” al año.

 

2. También básico: VETERINARIO.

Yo alguna vez dije que tengo un perro pupas, y de tanto que visitamos al vete, al final nos harán una tarjeta de fidelización con descuentos incluidos…

Es tanto así, que el año pasado tomé la decisión de hacerle un seguro de salud a Pepe. La prima anual que pago es de 280€, que cubre cualquier tipo de cuidados veterinarios (consultas, analíticas, hospitalización y cirugías) hasta un máximo de 2.000€. Esperemos que no haya que pasarse de allí…

Pero no están incluidos los medicamentos ni las vacunas. Puede ser que me gaste unos 120€ al año en medicinas para el botiquín contra heridas, diarreas, conjuntivitis, otitis, inflamaciones varias, e incluyendo aquellas cosas extrañas que a veces hay que comprar y por las que hay que dejar un ojo de la cara en la farmacia. Y por vacunas, una vez al año, 50€

¡Ah! Y ahora que toco el tema de las vacunas… Hago un inciso para decirte que si te suscribes al blog, te mando ipso facto un calendario descargable para que puedas apuntar las fechas señaladas de vacunas y similares.  Puedes hacerlo al final de este post.

 

3. Cuidado e higiene.

Pepe es de pelo corto, con lo que NO tengo que hacer gastos en peluquería canina para mantenerle el pelaje en buen estado (limpio, corto y sin nudos)… Sin embargo, si o si, ¡tengo que bañarlo de vez en cuando!

Antes lo hacía en casa, pero desde que descubrí el servicio de autolavado que ofrecen ahora muchas tiendas, ¡he optado por ello! Me ahorro el follón en casa y el subsiguiente lavado a fondo que tenía que hacer en el baño… Pero claro, me gasto 10€ (y porque me hacen precio de “amigos”) cada dos meses más o menos… Es decir 60€ anuales en baños, incluidos el champú, el agua y la electricidad :)

Además del baño, si tienes un perro hay otras cosas que tienes que tener en casa porque sí: gotas para los oídos, crema para las patas, e incluso cepillo y pasta dental. Quizá una vez al año: 20€ de “limpiador de oídos”, 8€ de protector para las almohadillas y unos 10€ en higiene dental.

Total: 40€ al año en implementos varios y necesarios para el cuidado general de tu perro.

¡Ey! ¡Y súper importante! No queremos pulgas, ni garrapatas, ni gusanos, ¿verdad? Entonces mensualmente y religiosamente a Pepe le pongo una pipeta de 12€, nada más… Yo no uso collar repelente, ni pastillas ni otras cosas, pero hay gente que combina varios de estos métodos… Y cada 3 meses su pastilla para desparasitarlo internamente, que vale 10€.

Total: 184€ al año en mantener al perro libre de parásitos.

Por último, no nos olvidemos de las bolsitas para las cacas… Y aunque intentes reciclar las del supermercado y la frutería, nunca tendrás en casa tantas como las que necesitas, así que tendrás que comprar. Yo uso paquetes de 400 bolsas que cuestan 4€, y uso una media de 3 bolsas diarias, con lo que al año gasto unos 15€ en recoger las cacas de Pepe.

 

4. Complementos.

A mi no me abunda el dinero en el bolsillo, así que en este apartado gasto lo justo y necesario… Pero según quién y cómo, este presupuesto podría multiplicarse por el infinito.

Lo primero: Correa y collar. Es evidente que yo aquí no gasto (más bien gano!! jijiji), pero suponiendo que no me dedicase a la confección de accesorios para perros, compraría una BUENA correa de piel (de esas que duran toda la vida) y probablemente me viera en la necesidad de cambiarle el collar al menos un par de veces al año. Esto es 50€ en una única compra de correa y unos 15€ en un collar capaz de aguantar 6 meses, es decir, unos 35€ anuales (prorrateando el gasto de la correa en unos 12 años de vida del perro)

Lo segundo: Camas. Pepe tiene 2, una en la habitación y otra en el salón… Pero con cierta frecuencia toca tirarlas y comprar unas nuevas, porque seamos realistas, por mucho que las laves llega un momento en que son más un criadero de ácaros y mal olor… Y gracias a él que es un santo y no se mea sobre ellas ni las rompe a mordiscos.

Así que, un colchón sencillo, sin demasiada tecnología de anti-pelos, anti-ácaros, anti-humedad, anti-todo… Vale 40€, y yo diría que compro una al año (las voy cambiando alternadamente).

Y ya no hablemos de ropa y cosas por el estilo porque se supone que son prescindibles y podríamos no gastar un duro en ello…

 

5. Juguetes.

Parece otra frivolidad, pero es algo necesario para los perros. Yo en verdad no compro muchos, porque mi perro no es de romperlos y le duran bastante, pero quizá un par de veces al año (en su cumple y en navidad) le haga un regalo a Pepe.

Y tampoco soy de buscar cosas muy exquisitas (que hay juguetes de incluso 100€ ¿eh?), con un muñeco, una pelota o un hueso de nudos nos vale. Es decir, unos 30€ al año.

 

6. Otros.

Hay gastos que no son regulares como todos los que hemos hablado hasta ahora. Sin embargo, con la llegada de un perro a casa, hay que hacerse con “herramientas” básicas que durarán toda su vida. Y serían más o menos las siguientes:

  • Microchip: unos 30€.
  • Boles de comida y agua: 10€ (sin irnos a chuminadas de cerámica o anti-voracidad o lo que sea)
  • Corta uñas: 10€
  • Cepillos para el pelo: Yo uso dos, uno tipo manopla de cerdas gordas que me costó 12€, y otro verdaderamente EFICAZ para sacar el pelo muerto de 30€.
  • Bozal: 15€

Finalmente, hagamos resumen de los gastos anuales:

  • En comida, 625€
  • En veterinario, 450€
  • En higiene, 300€
  • En complementos y juguetes, 105€
  • Y en otros (divididos a lo largo de su vida), 10€

TOTAL = 1.500€ anuales que representan alrededor de 120€ al mes que has de invertir en tu perro para asegurarle una buena calidad de vida. Todo esto sin contar los típicos accesorios que muy probablemente tendrás que comprar para educarle (desde empapadores para el pipi, hasta arneses contra los tirones), quizá algunas clases con un educador, quizá un paseador, y sin duda imprevistos, ¡que ya sabemos que siempre los hay!

Para que te hagas una idea, esos 120€ son los mismos que pagamos más o menos en suministros (agua, luz, gas, teléfono e internet) en casa cada mes, es lo que gastamos en comida cada 15 días, o lo que nos cuesta el transporte cada 2 meses…

Hay gente que gasta más, hay gente que gasta menos… Pero la cifra ronda por allí y ¡no es una tontería!

Así que porfis, antes de traer un perro a tu casa, piensa en esto y considera si serás capaz de asumirlo. Luego no queremos abandonos o perros que malviven por la falta de dinero!!

 

 

¡Ah! ¿Que ya tienes un perro y sabes de lo que hablo? Qué te parece si compartes con nosotros los gastos que haces, si tienes alguna cosa que añadir al presupuesto o más bien si crees que se puede ahorrar por algún lado…

¡Tienes la sección de comentarios para decirnos lo que quieras! :)

Si te ha gustado... Comparte!
Share on FacebookGoogle+Tweet about this on TwitterPin on PinterestEmail to someone